jueves 12, diciembre, 2019
Home / Revista / Turismo / San Juan

San Juan

COMPARTI POR WHATSAAP O MAIL
Parque Nacional “El Leoncito” en San Juan.

La provincia de San Juan identificada con el seudónimo de “tierra del sol” posee un recurso escénico (paisaje) de imponentes montañas, valles, oasis agrícolas y turbulentos ríos del deshielo, donde se desarrollan numerosos atractivos turísticos, que han comenzado a ser intensamente explotados para el viajero.

Gran parte del territorio sanjuanino está ocupado por la Cordillera de los Andes, montañas que sin lugar a dudas atrae a numerosos turistas interesados en ver sus imponentes paisajes, las actividades deportivas como el andinismo, a través del ascenso al cerro Mercedario con casi 7.000 msnm​.​​ Estas montañas también son visitadas con el propósito de tener contacto con la nieve, a través de una visita a los penitentes que se desarrollan el Paso de Agua Negra.

Entre la cordillera y la precordillera, se extiende una depresión estructural donde se ubican los valles y oasis cordilleranos de: Calingasta e Iglesia en cuyo paisaje predomina el contraste por la diferenciación de las nombradas geoestructuras, serpenteado por los ríos arroyos, producto del deshielo. En ellos se han instalados postas campestres, algunos hoteles y cabañas de todo tipo, desarrollándose un turismo rural, principalmente en localidades como: Barreal o Rodeo. A su vez es posible la práctica actividades de deportes de tipo aventura como el windsurf en el Embalse Cuesta del Viento o carrovelismo en el Barreal Blanco, también es posible hacer un turismo científico con la visita al Complejo Astronómico El Leoncito. Hay sitios de interés histórico, en Calingasta por ejemplo, algunos relacionados con José de San Martín y el Ejército de los Andes, puesto que la zona fue paso de la principal ruta sanmartiniana en caso del Paso de los Patos; o en Iglesia con el caso de la Capilla de Achango, con más de 400 años y los restos de las rutas incaicas, entre otros.

Al este de los nombrados espacios se localizan un serie de grandes valles rodeados por serranías precordillaranas por donde discurren turbulentos ríos aptos para la práctica de rafting, como es caso del Jáchal, mientras que en el San Juan se realizan otra serie de deportes acuáticos, puesto que se destacan los embalses: Los Caracoles, que en la actualidad su acceso es restringido por su reciente inauguración, y el Ullum rodeado de una infraestructura relacionada con la recreación, ocio y alojamiento de todo tipo.

Entre los grandes valles están el de de Jáchal, donde los sitios históricos relacionados con la presencia de molinos harineros, que datan del siglo XIX, demuestran pasado apogeo económico de la zona, priman ante la opción del turista, sin embargo son admiradas prácticas culturales tradicionales como el tejido a telar o las comidas típicas y la arquitectura colonial de la ciudad de San José de Jáchal, puesto que aquí se desarrolla la Fiesta de la Tradición cada noviembre. También sobresalen como grandes atractivos tanto para turistas como científicos, La Cienága, donde cada geoforma denota un gran pasado geológico que debe ser estudiado o la Cuesta de Huaco, cuyo paisaje ha sido de inspiración. El otro gran valle es el del Tulum que atrae a numerosos turistas que recorren y buscan los circuitos de viñedos y bodegas, puesto que se desarrolla un turismo temático basado en la vitivinicultura, con creación de las denominadas “Rutas del Vino”, siendo San Juan en el año 2006 la que pasó al frente en el turismo vitivinícola al ser la provincia donde más se incrementó el número de visitantes a las bodegas, casi un 80 % respecto al 2005, según un informe nacional realizado por “Bodegas de Argentina”, las visitas pasaron de 41 460 a 74 481 en un año.74​75​ Otro punto turístico de importancia es también, en la localidad de Vallecito, en Caucete, el Santuario de la Difunta Correa, muy visitado por turistas de todo el país y por supuesto también recibe una importante cantidad de turistas la ciudad de San Juan, conocida por su moderna arquitectura que la diferencia de las demás del resto del país, con amplias calles frondosamente arboladas al igual que plazas parques y paseos, hacen que sobresalga en el desierto sanjuanino, es la causa por el cual posee el seudónimo de “ciudad oasis”. Posee atractivos como la Casa natal de Sarmiento y la moderna catedral, entre otros. También se destaca Rivadavia con varios sitios turísticos principalmente en la Quebrada de Zonda (véase sitios turísticos de Rivadavia).

Tras las sierras, Valle Fértil, es una zona de imponentes serranías con abundante vegetación surcados por ríos y arroyos vitalizados por las precipitaciones, que se contrasta con la extrema aridez de Ischigualasto, que sin lugar a dudas, es el principal destino turístico, tanto para viajeros como para científicos por su importante pasado geológico como por su reserva paleontológica. Presenta un fuerte desarrollo en infraestructura turística principalmente en Villa San Agustín.

Además, se realizan diversas festividades cívicas que rinden homenaje a las actividades económicas, fenómenos naturales y a la cultura de los sanjuaninos, donde se destaca la Fiesta Nacional del Sol, que se realiza en forma anual con desfiles de carrusel y diversos espectáculos artísticos, la Fiesta Nacional de la Uva y el Vino en Caucete, la Fiesta Nacional de Santa Lucía, en la localidad homónima, la Fiesta Nacional de la Tradición Jachallera, en San José de Jáchal, Fiesta de las destrezas criollas y el folklore, en Médano de Oro, Rawson.

Maricel Briani – Briantur

COMPARTI POR WHATSAAP O MAIL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *